El pasado 31 de diciembre de 2018, las comunidades aledañas al río Murindó, Bartolo, Canal, Pital; No Hay Como Dios, Ñarangué y Murindó Viejo, alertaron al Consejo Municipal de Gestión del Riesgo de la sequía del río, una situación preocupante ya que de él obtienen agua para sus necesidades básicas, el riego de animales de granja y cultivos y es la vía para transportarse a la cabecera municipal.

Después de que las autoridades pertinentes realizaran el análisis del caso, el 8 de enero del presente año, la Alcaldía de Murindó declaró la calamidad pública debido al número de afectados, el cual ascendió a más de 3 mil personas, representadas en 842 familias. Asimismo, esta situación ha dejado incomunicado a las comunidades indígenas de Guagua, Isla, Coredo, Bachidubi, Chimiado y Ñarangue, ya que al secarse esta importante vía fluvial los lechos del río y sus afluentes están colmatados y llenos de escombros y sedimentación lo que hace incluso imposible su tránsito peatonal.

Por lo anterior, en Postobón acudimos a los colombianos por medio de nuestra plataforma para donación de agua potable, Litros Que Ayudan, para alcanzar la meta de 20.500 litros de agua, los cuales se estarán llevando a Murindó esta última semana de enero, para así socorrer a los afectados. Esto en alianza con la Cruz Roja Colombiana y PlacetoPay.

Por cada 4 litros de agua que donen los colombianos, Postobón donará 1 litro y se encargará de transportar el líquido hasta los lugares de la emergencia.